Por AlexisRebdo

Una nueva investigación, publicada en Ergonomics, ha descubierto que las vibraciones naturales de los automóviles hacen que las personas estén más soñolientas, lo que afecta los niveles de concentración y alerta tan solo 15 minutos después de que los conductores se ponen detrás del volante.

Los participantes del estudio se sometieron a dos tareas de conducción simuladas durante 60 minutos cada uno: una involucró una vibración de cuerpo entero de 4-7 Hz entregada a través del asiento del automóvil, y una no involucró vibración.

El estudio encontró que las vibraciones constantes a bajas frecuencias, del tipo que se experimentan al conducir automóviles y camiones, progresivamente provocan somnolencia incluso entre personas que están bien descansadas y saludables.


Aquí está el paper: The Effects of Physical Vibration on Heart Rate Variability as a Measure of Drowsiness. https://doi.org/10.1080/00140139.2018.1482373


Nota de prensa: [Snooze mobiles: how vibrations in cars make drivers sleepy]

 

Ver original