Un humilde homenaje en el Al que le peleó a combo y pala al cerro y las calicheras. Que fueron a la guerra en el Desierto y descendieron a la obscuridad en el Sur. Que jamás mandaron a la mierda al país por dinero y hoy sobreviven sin limosna de las transnacionales.