13 AÑOS Y 12 HORAS DE TORTURA

TRINIDAD LATHROP

No puedo sacarme de la cabeza la imagen de un niño de 13 años, amarrado a una silla, siendo torturado por 12 horas, por cuatro adultos sin escrúpulos. Cuatro adultos que, según ellos dicen, querían proteger a una niña y para eso torturaban a un niño.

Le pongo rostro, veo sus lágrimas, su miedo, su dolor… y con 13 años. Me angustia esto. Me horroriza ¿Cuál era su culpa? “ser raro” “actuar “raro” Así que, ante la sospecha de un abuso sexual, qué mejor que señalar al “raro” 12 horas de tortura. Cuatro personas actuando como lo hacían los agentes de la DINA y con un niño de 13 años. Después de torturarlo y matarlo, confiesan que iban hacer desaparecer su cuerpo. No alcanzaron.

No puedo pensar en otra cosa que no sea este niño, no se su nombre, no he visto su cara real, pero la imagen está fija en mi cabeza. Los cuatro criminales podrán ejercer su derecho a un juicio justo, a tener un abogado defensor y recibir la pena que corresponde al delito, si son condenados. Harán valer sus atenuantes, como lo dice la ley. Porque eso ocurre en Chile. Los que delinquen son juzgados y condenados o absueltos según lo que se pueda probar en juicio. Pero a cierto grupo de personas eso no le gusta.

Cierto grupo de personas deshumanizan a quienes cometen delitos, los ven como una “lacra” “basura” “simios” “flaites” no como seres humanos. Ellos quieren venganza, no justicia. Aplaudieron a quienes persiguieron kilómetros a un ladrón que huía para matarlo.

Cuando creían que este niño había violado a la niñita, les parecía muy justo que lo mataran. Les molesta la ley, les molesta el debido proceso, quieren venganza. Como los narcotraficantes, que matan al que debe dinero o les roba drogas, venganza. Ahora vemos lo peor de esa gente.

Sin duda, los culpables directos de la tortura y homicidio de este niño de 13 años, son los cuatro que cometieron el crimen, pero no son los únicos. Está cierto tipo de prensa, que vende la delincuencia como un producto muy lucrativo. Que pone como titular: Formalizado por violación quedó libre, cuando en realidad está con arresto domiciliario u otra cautelar y el juicio recién comienza. Esa prensa que ante cualquier delito, manda a un notero a entrevistar gente que diga: La delincuencia está desatada. Todos los días nos roban… cuando en realidad el sujeto relata dos o tres robos y que probablemente tuvieron lugar a lo largo de varios años.

Ellos son cómplices de esto. Ellos saben que los delitos de mayor connotación social han disminuido, sin embargo crean una realidad paralela. La forma en que dan las noticias, lo que escriben en la pantalla mientras habla un periodista, el orden en que ponen las noticias, el tiempo que le dedican a cada una…todo para generar un sensación de inseguridad y temor que le permite vender su noticiario. Son cómplices, cada unos de los diputados y senadores que para defender un proyecto de ley, repetían en los medios lo peligroso que es vivir en Chile. Ellos saben que Chile es el país más seguro de latinoamerica, pero no les importa. Mentir les sirve. Primero asustan a la gente y luego prometen, de ser electos, acabar el problema. Y la gente vota por ellos. Son cómplices.

Y es cómplice usted, cuando pide ligeramente pena de muerte para el delito que más le asusta, cuando repite lo de la puerta giratoria sin considerar que en Chile hay cárceles especiales, como Santiago 1, que recibe a personas que están siendo procesadas, que no están condenadas, y que muchos son declarados inocentes o la fiscalía deja el juicio porque no son culpables. Y saben que Santiago 1 está sobre poblada… de gente que legalmente es inocente. Cada uno puede decir lo que quiera, puede seguir diciendo que los jueces en Chile no hacen su trabajo, que no hay justicia, que los que cometen delitos quedan todos libres, pero sepa cuando lo diga que está mintiendo, y que la tortura y homicidio de un niño de 13 años es, en parte, su responsabilidad.

No puedo sacar esta imagen horrorosa de mi cabeza…

Un comentario en “13 AÑOS Y 12 HORAS DE TORTURA

  1. Alvaro

    Que excelente relato, refleja de forma clara y descarnada la realidad que se entrega fácilmente a medios de comunicación que son utilizados por el gobierno afin, con el único fin de aprobar leyes que criminalizan a la pobreza y subir algunos puntos en encuestas de dudosa reputación. Trinidad te sigo en twitter, desconocía la calidad de pluma y la claridad de tu relato.

    Saludos y Felicitaciones

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s