ORIENTE

URSIDO ZURDO

¿Son tus manos las que se mueven con la enigmática melodía, o son los sonidos los que bailan en torno de ellas? Dominios que Marco Polo no conoció, ni Solimán pudo siquiera soñar. Así se mueven las notas perfumadas de sándalo, así viven a través de los milenios.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s