PRESENCIA

URSIDO ZURDO A veces mis manos sostienen el cúmulo de mis pensamientos, mis ojos se cierran con la esperanza de detener el tiempo y mi aire busca descanso. Es ahí cuando tus manos levantan mi presente, tus ojos me muestran una eternidad y tu aire es viento en el mío.

BIOLOGÍA CELULAR

URSIDO ZURDO Las huellas que dejamos, el aire que respiramos, las palabras que sólo a veces decimos, las miradas que nadie sabe que damos, los deseos que hierven dentro, los sueños que habitamos. A veces son buenos, a veces son un cáncer, pero de eso estamos hechos.

DOMINGA

URSIDOZURDO Que delicada era tu sombra cuando se confundía con tu silencio eternamente presente. Mirada curiosa q siempre jugará entre mis libros y mis descansos, cazando el lápiz que dibujaba los números que hoy me dan de comer. Descansa mi dulce gata, mi vieja linda

SOL Y SOMBRA

URSIDO ZURDO Sombra quiero verte, no te escondas. - No me escondo amado Sol. Yo vivo detrás de las cosas. Si me parara ante a ti no podrías verme, dejaría de existir mientras dure tu mirada. Así debe ser. Yo nazco y muero en tu caminar desde tu alba hasta tu ocaso.

ORIENTE

URSIDO ZURDO ¿Son tus manos las que se mueven con la enigmática melodía, o son los sonidos los que bailan en torno de ellas? Dominios que Marco Polo no conoció, ni Solimán pudo siquiera soñar. Así se mueven las notas perfumadas de sándalo, así viven a través de los milenios.

VIERNES SANTO

URSIDO ZURDO Después de la muerte los clavos son retirados, no por tenazas, sino por palabras que junto a una caricia en la mano herida, te conducen a un leve descanso para resucitar libre de cadenas y de rencores, y así descubrir que este misterio trasciende la fe.

HOJAS

URSIDO ZURDO Las hojas saben volar. No es el viento quien las levanta,son ellas las que saltan sobre él. No le obedecen, no le pertenecen.Vuelan sólo con desearlo, ignoran las alturas y reposan donde quieren para volver a elevarse o dormir en la tierra y empezar a ser vida.